Os traigo un artículo firmado por Luis Villa en el que se explica el problema que ya nos afecta a muchos. La solución en otro post.

La empresa EOLAS ha vencido a Microsoft en un juicio instándole a pagar por el uso de la tecnología Active Content en la que se basa Active X. El nuevo Microsoft Explorer comprometerá la experiencia de usuario en todas aquellas webs que ejecuten Active Content, entre ellos, Flash.

Eolas significa “Embedded Objects Linked Across Systems”. también significa “Conocimiento” en Gaélico. Esta empresa es la propietaria de la patente de los objetos “embebidos” (EMBED OBJECTS) en documentos HTML que inventaran en 1993.

Tal y como sucede con Flash, a través de Active Content, es posible separar el navegador de las tecnologías de otros fabricantes. A través de la descarga de un “plugin” el navegador se actualiza inmediatamente facilitando el acceso a otros contenidos diferentes al código HTML.

Microsoft ha utilizado esta tecnología en sus navegadores Explorer sin pago de licencias. La tecnología ha permitido convertir el navegador en una plataforma a la que añadir funciones de otros fabricantes como Macromedia, Sun Java, QuickTime de Apple, Real de Real Networks, Adobe Acrobat,… sin necesidad por parte de reprogramar y redistribuir el navegador.

¿Qué ha pasado?

Eolas, con esta demanda de 521 millones de dólares, ha puesto a Microsoft en una encrucijada: pagar royalties por la patente o desarrollar una tecnología nueva en sus futuros Explorer.

De momento, Microsoft ha puesto a disposición de desarrolladores su nueva versión de Explorer para hacer pruebas.

¿A quién afecta?

La situación por venir supone un paso atrás desde una perspectiva de usabilidad de sitios web al volver a hacer visible la tecnología. A los usuarios se les presentará tantos mensajes de confirmación como contenidos activos incluya solicitando autorización para descargar y ejecutar dicho contenido. Esto supone una molesta barrera para el acceso a la información que va a perjudicar la ya delicada experiencia del usuario en la web.

Como ya se ha dicho, a los usuarios en primer lugar al hacerles más tediosa la navegación.

A los anunciantes, ya que muchos de los anuncios presentes en sitios web y portales son Rich Media, basados en Flash o Java para permitir mayor interactividad.

Propietarios de sitios web: aquellos sitios que se financian con publicidad van a imponer una perversa carga más a sus visitantes: autorizar por ver publicidad.

La solución de Macromedia y Microsoft

Para solucionar estos problemas, Macromedia(adobe) se ha unido a Microsoft como propietarios del navegador más utilizado en busca de una solución. La solución, en el post de arriba 😉

About Javier Rodríguez

CEO en @xtrared. Ayudo a las empresas a #sermásenInternet a través de #seo #socialmedia #diseñoweb. Orgulloso padre de familia.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *